Radio Nacional de Colombia
Transmisón Señal Radio Nacional de Colombia
Transmisión Señal Clasica
Transmisón Señal Digital
Calles del centro histórico de Bogotá. Fotografía: Nicolás Sastoque

Solo el 8% de empresas en Bogotá operaron con normalidad en abril: CCB

La Cámara de Comercio de Bogotá informó que durante el último mes solo el 8 % del total de empresas que existen en la capital colombiana lograron operar en toda su capacidad.

Tras concluir un sondeo realizado a los empresarios, la Cámara de Comercio de Bogotá presentó un informe con los resultados. Según el presidente de la entidad, Nicolás Uribe, “la obstrucción a la movilidad y la violación sistemática de los derechos de los ciudadanos con ocasión de los bloqueos, afecta principalmente a las Mipymes, que representan el 98 % de la base empresarial de nuestra región”.

De esta manera, la entidad reportó que el porcentaje de empresas operando a plena capacidad pasó del 30 % en marzo al 8 % en abril, así como el número de empresas cerradas temporalmente aumentó, debido a que en marzo fue del 10 % y en abril se reportó que fue el 23 % del total de la empresas.

“Uno de los datos más difíciles de esta encuesta de reactivación mensual que se presenta hoy, es que el porcentaje de empresas que está operando a plena capacidad: pasó del 30 % en marzo al 8 % en abril”, indicó el presidente de la Cámara de Comercio de Bogotá.

La encuesta indica además que del total de empresas que se mantienen en Bogotá, el 53 % operaron con restricción, mientras que, a las empresas cerradas, se suman las que están en proceso de cierre o liquidación, es decir un 16 % de las compañías productivas que estaban antes de iniciar pandemia.

“En sondeo de afiliados de la Cámara de Comercio de Bogotá se registran grandes afectaciones a Derechos Humanos al trabajo, movilidad, alimentación y derecho a la salud; entre otros derechos fundamentales de los ciudadanos. Muchos ciudadanos no pueden llegar a sus lugares de trabajo”, añadió Uribe.

La Cámara de Comercio aseguró que mientras que en el mes de febrero los empresarios eran optimistas frente a las ventas, producción y pedidos futuros, en abril este balance se tornó mayoritariamente pesimista.